martes, 11 de septiembre de 2012

La comida del sábado de Desposorios, un derroche populista escandaloso y una gran mentira


El ayuntamiento de Membrilla tendrá que abonar una factura por importe de 8.736 € correspondiente a la comida que tuvo lugar el sábado 18 de agosto, según acordó la Junta de Gobierno el pasado 27 de agosto. Así se comprueba en la relación de facturas que fueron aprobadas y que curiosamente se resistían a facilitarnos.

Se demuestra así la gran mentira que dijo el Sr. Borja en el transcurso de la citada comida, cuando afirmó que el evento no le costaría nada a los ciudadanos y que la pagaría él mismo con lo que le ahorraba al ayuntamiento.

Por muy bien que se lo pasaran los asistentes a la comida, ellos y los ciudadanos tienen que saber, que un ayuntamiento no está para pagar comidas, ni al 100 % ni al 50 %, como así parece que será el coste final. Está, para organizar y garantizar los servicios públicos esenciales de un municipio y que están claramente definidos en la legislación vigente.

Este tipo de medidas “populistas” chocantes en cualquier situación, chirrían sobremanera en la actual coyuntura social y económica de España en la que se exigen sacrificios a todos los colectivos, especialmente a los que menos tienen. Además, por otro lado, el ayuntamiento de Membrilla, recorta servicios, despide personal, sube los impuestos o exige sacrificios, alegando problemas económicos.

El propio alcalde de Membrilla, Sr. Borja, en el pleno de aprobación de los presupuestos para el año 2012, el pasado 29 de marzo, y a propósito de la subida de tasas y precios públicos contemplados en ellos, decía:

“Esta es una medida que no es popular…. Nuestros vecinos no demandan popularidad a sus políticos, demandan que sean buenos gestores y además justos con sus decisiones”.

No hay comentarios :