lunes, 23 de abril de 2012

Rajoy asfixia a los ciudadanos y debilita a España

En esta semana, Rajoy está haciendo saltar por los aires los pilares del Estado de Bienestar en España y rompiendo las expectativas de futuro a los jóvenes y al país, mermando sus posibilidades de salir de la crisis.

El Gobierno de Rajoy ha aprobado un recorte de 10.000 millones de euros en Sanidad y Educación, que se suma a los que ya ha hecho en los Presupuestos de 2012 sobre estos dos primordiales servicios públicos.


ESTO SE TRADUCE EN:

- Que, por primera vez, los pensionistas van a tener que pagar por las medicinas que precisan.

- Que los que no son pensionistas van a tener que pagar por sus medicinas, al menos un 25% más.

- Que va a haber menos profesores y más alumnos por aula, en un claro deterioro de la educación pública.

- Que sólo puedan enviar a la universidad a sus hijos las familias que tengan dinero, porque las tasas universitarias suben entre un 66% y un 200%.

- Que más de 300.000 españoles que tenían reconocido el derecho a las ayudas de la Ley de Dependencia se queden sin ellas, por decisión de Rajoy que ha empezado a desmantelar así este derecho universal que creó el Gobierno del PSOE.

TERMINAMOS UNA SEMANA CON UNA ESPAÑA SOCIALMENTE MÁS INJUSTA Y CON UNA CIUDADANÍA MÁS EMPOBRECIDA, PORQUE ESO ES LO QUE PASA CUANDO SE RECORTAN DERECHOS SOCIALES, SANITARIOS Y EDUCATIVOS DE TODOS.

En esta coyuntura, el rigor presupuestario es fundamental pero no a costa de dejar a los españoles sin la sanidad pública de calidad, la educación pública de calidad y los servicios sociales a los que tienen derecho.

Hay otras alternativas. El PSOE las está proponiendo pero Rajoy no quiere oír. Prefiere seguir a lomos de su mayoría absoluta.

Rajoy dice que esto solo es pedir "unos pocos euros" a los españoles. A estos brutales recortes de hoy, que vienen a unirse a la subida de impuestos, a la rebaja de los salarios y la pérdida de derechos laborales y a la instauración del despido gratuito, Rajoy le llama pedirle sólo "unos pocos euros a los españoles", mientras otros dirigentes del PP lo equiparan a "cuatro cafés".


No hay comentarios :